lunes, marzo 30, 2009

ofrenda

yo te ofrezco en sacrificio
lo poco que me queda
mi sombra, mi cansancio
esta voz débil, como un murmullo
estas palabras maltrechas
que ya no alcanzan
para hacerte un poema
te doy todas las horas sudadas
en las que te he esperado
te doy las cenizas
y el frio
porque ya no arde ningún fuego
te doy la tierra seca
de un jardin sin flores, te doy la escarcha
el viento gelido
los huesos, la hiedra
los pajaros muertos
abro mis manos y dejo caer
a tus pies todas mis preguntas
sin contestar
a cambio solo te pido:
una respuesta
una certeza
solo una.

No hay comentarios.:

Se produjo un error en este gadget.