lunes, septiembre 12, 2005

La america latina de las venas secas(reeditado 6/10)

Un viaje reciente que se me hizo inolvidable(el de egresados) , un excelente libro que me ha enseñado mucho ("Las venas abiertas de America Latina", una bellisima pelicula que es mas un album de impresionantes fotografias que una pelicula en si("Diarios de motocicleta") , un compañero de colegio y sus cotidianas anecdotas de un auto que no deja de descomponers cada dia de alguna forma distinta. Hechos de la vida diaria y reciente que se suceden interrumpiendo el paso infrenable de la rutina y que desembocaron paulatinamente, en la maquinacion de un algo trillado, pero bello sueño: El de recorrer, Latinoamerica, al igual que el Che en su mitico viaje montado en este curioso auto que antes mencionaba o cualquier otro disparate de tranporte , con problema tras problema a cada nuevo kilometro que avanza, con la incertidumbre y el descubrimiento como unicos horizontes. Alejandome de las espectativas con las que suelo vivir a cuestas, redescubriendo todo ese otro continente, el que los vencedores como buenos vencedores pero tambien como ejemplares vencidos decidieron , dejar de lado cuando reescribireron a su gusto la historia de nuestros pueblos

Se suceden en mi retina imagenes de increible belleza: El sur patagonico y sus paisajes que lo hacen sentir a uno como si estuviera adentro de una postal; las lejanas y melancoilcas playas de las costas pacificas , El noreste y el color tropical de sus paisajes y de su gente, Las antiguas ruinas precolombinas y coloniales que son el unico resto de la antigua gloria y decadencia de aborigenes americanos y conquistadores por igual. Las cenizas del fuego antaño ardiente , de la crueldad y la estupidez de la conquista, que arrasaron dejando apenas un pequeño rastro , primero con los milenarios pueblos americanos y luego con los mismos conquistadores, para que nuestra tierra se convierta en eso simplemente: un cumulo de cenizas y ruinas, condenadas por siempre al olvido.

Soñar con un viaje a traves de todos esos increibles parajes y pueblos es innegablemente seductor. Pero al mismo tiempo, innegablemente fragil. La realidad de estas tierras , asi como la realidad del mundo entero ha cambiado drasticamente.

Porque entre la America Latina de las Venas Abiertas de aquel pasado aun no tan distante y la america latina actual moribunda, agonizante, la de las venas secas , hay una historia de barbarie, de impunidad y de muerte escrita con la sangre inutilmente derramada de los pueblos que la habitan.

Ya no es siquiera , la america desconsolada que lloraba pacifica su desazon al tiempo que cargaba sin chistar sobre sus hombros las riquezas de su tierra en las bodegas de los barcos europeos, la del interminable flagelo de los expltoados que como individuos solo econtraban descanso en la muerte y como pueblos unicamente en la desaparicion y el exterminio.

Tampoco es la America herida, la de las venas abiertas, que se revelaba contra la explotacion como mejor podia . La que aunque no lograra vencer en la guerra, aunque ni siquiera triunfara en un numero importante de batallas, al menos dejaba encendida una llama de esperanza brillando tenuemente en la oscuridad.

No, Hoy , es una america rabiosa y harta si, pero a la vez confundida y decepcionada de las ideologias que le prometieron en vano la libertad. En lugar de clavar el puñal en el pecho del opresor, lo hunde profundamente en su propio pecho, haciendo su herida todavia un poco mas profunda.
Es una america de una pobreza mas alla de la pobreza, que se convierte en marginalidad. Un hambre mas alla del hambre que se transforma desnutricion. Una ignorancia mas alla de la ignoracncia que evoluciona en analfabetismo y una enfermedad mas alla de la enfermedad, que en raras ocasiones no desemboca en la muerte.

Ante tanta miseria, la impotencia ha llevado a gran parte del pueblo latinoamericano marginado a desistir de ser hombre , para ser algo menos que eso, algo despreciable y salvaje, que prefiere exprimir al indefenso que exigir al opresor. Es la America de las "maras" , escuadrones de la muerte unidos con el unico objetivo de masacrar por migajas de dinero y poder a sus propios hermanos . Es la America Latina que nos cuesta mirar a los ojos sin sentir terror. Es la America Latina , de la criminalidad mas terrible y de la desigualdad mas profunda que haya conocido la historia.

Desigualdad dentro de las fronteras de cada uno de sus paises, entre los pobres y los ricos, entre la urbe y el campo, entre los que tienen exageradamente mucho y los que no tienen absolutamente nada.

Pero tamibien entre los mismos estados, entre los grandes y los pequeños que luchan entre si absurdamente por los restos que los ricos dejan sobre la mesa de la economia mundial.

Repentinamente todos los hermosos paisajes, se han perdido en la distancia. Siguen estando alli a lo lejos , pero han cambiado, y ya nunca seran lo mismo. El culto globalizado avanza inconmovible, destruyendo a su paso, el sacro vinculo de la gente americana con su tierra y sus raices. De pronto se apaga la musica de charangos y guitarras, de bombos y de quenas. Se esfuman el tango ,la murga y la bossa, la trova , el merengue y la salsa. Desaperecen de la memoria colectiva los cantos misteriosos que evocaban tiempos antiguos y se pierden en la lejania las ultimas palabras ancestrales que aun quedaban , sobre los cielo, la tierra, el rio o el mar. La gente sigue subsistiendo de alguna manera incomprensible, pero los pueblos se desvanecen, se tergiversan, se indefinen. America se pierde en la multitud del mundo, resignando cobardemente su identidad y huyendo inexplicableente de su pasado y sus raices.

No es que crea que todo este ya perdido, sorprendemente aun , este historico proceso que comenzara en el momento en que ambos mundos se encontraron frente a frente hace mas de 600 años, no ha concluido todavia, aun queda tiempo para luchar, aunque no demasiado. Hoy , las venas que los colonizadores abrieron a machetazo limpio hace siglos, estan comenzando a secarse transcurridas varias centurias de agonia. No es que haya abandonado mi sueño de aquel viaje por una tierra a la que me siento, profundamente identificdo. Sigo haciendo un enorme esfuerzo por imaginarme abriendome paso entre las fronteras ciertamente difusas y discutibles del continente, las rutas y caminos interminables de la mismisima argentina , o aun menos distante, e improbable , las entrañables calles de mi ciudad, de mi barrio. Pero cada vez, esta imagen se parece mucho mas a un sueño, un recuerdo o hasta una leyenda que se cuenta de boca en boca, y mucho menos a una realidad tangible de una america erguida, de una america unida, de una america hermana...

No hay comentarios.:

Se produjo un error en este gadget.